jueves, agosto 13, 2009

Día del Niño

Durante el fin de semana padres e hijos se vieron sometidos al Día del Niño. En diferentes puntos frases como Ahora nó u Ojo, que plata no tengo, entre otras, eran frecuentes de oir.

Lo malo era que también uno le veía el rostro a esos chicos. Un poco de tristeza y otro poco de bronca, pero se les pasa. Lo bueno es considerar que a esa edad, a la resignación no la conocen todavía.

Aunque a veces la procesión viene por otro lado. En mi casa hay un libro llamado Mercado de Pulgas, escrito por Pablo Marcovsky. Pablo era uno de los conductores del programa Pulgas en el 7 que se emitía allá por el 2000 y que disfrutaban mis hijas. Recuerdo haber visto el libro recien salido en una librería y no se los podía comprar... no era caro, serían treinta pesos, pero no nos alcanzaba.

Un par de años después lo volví a ver, ahora en el supermercado. La situación era otra, no sobraba pero alcanzaba. Ni me fijé en el precio, lo puse dentro del chango.

Caminé unos metros y, con los ojos húmedos, le comenté a quien era mi esposa

- Por fin...

A veces esas revanchas pequeñas son importantísimas, tal vez para con uno, las nenas no me habían pedido el libro sino que yo era quien quiso comprarlo y en su momento no pudo. Luego ellas lo leyeron y disfrutaron.

En esto pensaba el fin de semana, con los padres y madres que tal vez, deseando comprar una muñeca Barbie o un autito Burago, debían ver otra marca...

Y también deseaba que ellos tuvieran la misma revancha que tuve yo.

11 comentarios:

Viviuska dijo...

La vida siempre nos da revancha, me consta.
Besos. :)

r.- el corre ambulancias dijo...

me sumo a lo de vivi
la unica que no da revancha es la parca

Soledad dijo...

Y lo que se desea mucho se disfruta más... si hubieses comprado el libro al primer impuso estaría olvidado en un estante!
No es malo aprender a esperar y a trabajar por lo que uno quiere. El deseo es un buen motor!!

GABU dijo...

Hay quienes tuvimos viejos como lo sos vos que tampoco nos hacìan sentir que algo faltaba,si no muy por el contrario en el fondo nos quedaba esa sensaciòn de que hoy por ahì no serà pero mañana tal vez...

P.D.:Y como hijos,eso de los padres nos queda grabado!! ;)

BESITUS

eMe dijo...

Pensemos que sí Hurri, pensemos que tendrán esa revancha!!!

Un beso

La candorosa dijo...

Pero claro que sí... ¡¡y nunca es tarde para disfrutar!!
Todo llega... siempre.

Saludazos!

Julieta dijo...

Siempre hay revancha y se disfruta más..Beso

Zeb dijo...

A medida que uno crece, va viendo las cosas de otra manera...

Hoy por hoy, con 28 años...me imagino siendo padre (que todavía me faaaalta) y me agarra un cagazo marca acme...debe ser tan jodido...

Y las revanchas...qué lindas que son. Sobre todo cuando son revanchas, y no venganzas.

Abrazo don R

Arañas Galponeras. dijo...

Sabés que acá en Catalunya no existe el día del niño.Me resulta raro que no se hayan avivado todavía ¿o serán menos consumistas que nosotros? Porque tampoco noto que hagan tanta bandera el día de padre o de la madre.

Hurricane dijo...

vivuska: Sip, el tema es esperarla. Otros para vos!

r.-: Ni te avisa que jugas el partido con ella...

soledad: Puede ser lo que planteás del libro... tal vez se lo dí a las nenas con más alegría por esa circunstancia.

gabu: Si las nenas tienen esa sensación te garanto que soy el tipo más feliz del mundo... Otros para vos!

eme: Por supuesto, ese es el deseo :-) Otro para vos!

candorosa: Pareciera que el tema son los tiempos de espera, no? otros para usté!

julieta: Y se disfruta bastante. Otro para vos!

zeb: La palabra no es jodido sino comprometido. Pero vale la pena, te garanto. Otro para vos!

arañas: Que raro eso... ¿y sabés si en otras partes de España sí hay Día del niño?

Veroka dijo...

Qué hermoso post... me emocionó...